“LA TECNOLOGÍA ESTÁ HACIENDO MÁS LLEVADERO EL TRABAJO DE LA GANADERÍA Y LA QUESERÍA”

0
267

Por Milagrosa Moreno Díaz (Santa María de Guía)

Tras haberme formado como administrativa, empecé mi vida laboral en un supermercado, en el que estuve hasta que nació mi primer hijo. Cuando ya tuve al segundo, que vino muy seguido, decidí dejarlo, porque no me compensaba pagar a alguien que cuidara de ellos, al tiempo que los padres de mi marido necesitaban ayuda en su explotación, tanto con la quesería “Campo de Guía” como con los animales. 

Yo tenía una leve idea de este trabajo por mis padres, que eran agricultores, pero la realidad es que, al principio, me tuvo que ayudar mi suegra a ponerme al día. Por supuesto, lo que más me costó fue adaptarme a trabajar de lunes a lunes, porque esta actividad no entiende de fines de semana ni festivos. No obstante, me motivaba más la atención al público; la agricultura y la ganadera no entraban en mis planes. Sin embargo, ahora me encanta y puedo decir que me siento realizada con mis funciones. 

Y así fui avanzando poco a poco hasta que mis suegros se hicieron mayores y se materializó el relevo generacional. Ahora, mi marido se encarga más bien de los animales en el campo, yo del queso y su distribución, y nuestros hijos nos echan una mano en las ferias y mercadillos. 

A día de hoy, no me arrepiento de la decisión que tomé en el año 2.000, ya que todo lo que tengo en la actualidad, lo he sacado de aquí, porque en el supermercado apenas podía ahorrar. Y otro punto a favor es que, al ser mi propia jefa, si tengo que salir a hacer alguna gestión, puedo hacerlo libremente. 

En este sentido, se trata de un negocio rentable y que, por tanto, recompensa, pero también hay que valorar las horas que se deben dedicar para obtener ese rendimiento del que hablo. Por ello, hay que tener mucha disciplina y, a la par, te tiene que gustar.

Según mi experiencia, las ferias y mercadillos han sido fundamentales, porque me han dado a conocer y es de donde he sacado la mayoría de los clientes. Y es que en los mercadillos vendes, pero en las ferias se le da más salida a los productos, porque funcionan como un gran escaparate del negocio. 

En lo que respecta a la promoción del queso, también contamos con cuentas en Facebook e Instagram, así como ponemos alguna cuña radiofónica si tenemos mucho producto al que darle salida. En líneas generales, el queso ‘Campo de Guía’ se vende solo, por lo que tampoco hemos tenido que invertir más en publicidad.

Como decía antes, mis hijos, que tienen 25 y 26 años, nos echan una mano en los eventos, pero la realidad es que esto solo le gusta al mayor. Si finalmente quisiera dedicarse a ello, tendrá más suerte que nosotros, porque la tecnología está haciendo más llevadero el trabajo de la ganadería y la quesería. 

Fotografía Mónica Rodríguez Medina. Proyecto Mujeres con Mayúsculas

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here