“SIEMPRE ES BUEN MOMENTO PARA EMPEZAR A PRACTICAR”

0
327

Por Idaira Moya (Arucas)

Me llamo Idaira y, aunque nací en Gran Canaria, también tengo sangre catalana por mi padre. Tengo 40 años y soy de Arucas, donde vivo actualmente. 

He realizado danza desde los 5 años hasta mi adolescencia. Para mí, la danza era mi expresión de vida, quería estudiar algo relacionado con el cuerpo y, por medio punto, me quedé a las puertas de estudiar fisioterapia, pero me aceptaron en Ciencias del Mar en la Universidad de Las Palmas de Gran Canaria. Sin embargo, abandoné mi carrera cuando se cruzó en mi vida el taichi y el chikung, dado que, cuando lo empecé a practicar, me di cuenta que era lo que realmente quería desarrollar de forma profesional. Por tanto, en mis comienzos me ayudó mi experiencia en la danza y fue un gran complemento para desarrollar esta disciplina oriental. Para mí, el taichi/chikung significa danzar con la vida; es sentir cómo el impulso y el respiro de la vida se manifiesta dentro de mí. Y esta sensación de plenitud y serenidad siempre la he querido compartir con el resto del mundo.

A mi padre, que se dedicó muchos años al mundo de la peluquería, también le ocurrió exactamente lo mismo; tuvo una gran experiencia cuando empezó a profundizar en este arte milenario, que también abandonó su profesión para dedicarse a ello. Él fue quien me introdujo en este mundo y siempre le estaré tremendamente agradecida.

En aquella época, hablar de taichi y chikung era algo muy desconocido y mucho más por mi temprana edad. No obstante, aún hoy en día existe una grandísima falta de información respecto a estas artes marciales y disciplinas energéticas. En nuestro caso, aprovechábamos cuando venía a Gran Canaria algún maestro o maestra de fuera, para poder aprender y formarnos, así que, con la ayuda de mi familia y mi madre que tanto me animó a ello, decidí emprender un camino en busca del conocimiento y la fuente.

Es por ello que me formé en varios lugares: Barcelona, Bruselas, Portugal, China… Siempre he ido a

la fuente, mi formación ha sido directamente con maestros orientales y, en estos últimos años, he conocido a 2 maestros occidentales con los que, hasta día de hoy, continúa mi contacto para entrenar y seguir aprendiendo. Ellos son: Luciano Vida y Gianfranco Pace. Estos 2 maestros confiaron en mí desde el primer día y decidieron nombrarme como responsable de la ITKA en Canarias (International Taichi Kungfu Assotiations), cuya sede se encuentra en Catania Italia. Este salir de las islas fue algo duro, porque tuve que dejar a mis hijos y mi familia atrás, por lo que intentaba que mis viajes no duraran muchos días fuera. Incluso algunas personas me preguntaban si valía la pena irme tan lejos para formarme y si era viable como para ganarme la vida con ello, pero mi compañero de vida Genaro siempre ha sido un gran apoyo para poder desarrollarme en esta profesión.

Desde pequeña tengo desarrollada la intuición y siempre me he guiado por ella. Y, en este caso, mi intuición me decía que continuara mi camino y así lo hice y seguiré haciéndolo.

Esto fue uno de los impulsos que me animó a crear en Gran Canaria la primera escuela de formación profesional de chikung terapéutico y taichi chen en las Islas Canarias. Mi ilusión era que las personas que vivieran en las islas no tuvieran la necesidad de salir de ellas para poder tener una formación de calidad y honesta, no solo para quien eligiera el camino del crecimiento interior, sino también para quien quisiera dedicarse a ello de forma profesional. Me ocupé de que el cuadro docente también fuera de calidad, seriamente formado y con experiencia del mismo, ya que siento una gran honestidad en que las personas pudieran crecer y comprender lo importante que es que exista un lugar donde el programa de estudio sea claro, eficaz y que ayude sobre todas las cosas a que las personas aprendan de verdad y de forma profunda.

Estuve algunos años compitiendo en estas disciplinas, porque quería tener esta experiencia encima de un tatami y verme expuesta delante de un tribunal. A pesar de que tuve grandes resultados como campeona europea de chikung de la salud en Bruselas en 3 categorías y subcampeona de España en el campeonato de Guadalajara en taichichuan, así como me formé como arbitra en competición, sentía que el mundo de la competición no era mi camino. Eso sí, quería vivenciar este tipo de exposición, por lo que estuvo genial mientras duró.

Así que desde el año 2009 fundé la escuela Qigong Canarias que hoy se llama Momo Taichi Canarias. La palabra ‘momo’ significa melocotón en japonés y, dado el crecimiento y el fruto que hemos conseguido, decidimos actualizar este nombre para darle un toque de agradecimiento a tod@s l@s que han hecho posible hacer crecer el proyecto.

He tenido muchísimos alumn@s de todas las islas y he visto grandes resultados en la salud en su trayectoria en las clases y los cursos, pero había algo que me faltaba para poder llegar y ayudar en algunos casos en los que la persona necesitara de una ayuda extra. Por ello, me formé como terapeuta holística y paso consulta personal, para que la persona pueda recuperar y reconectar nuevamente con la salud. Acompaño en estos procesos para que la persona haga su trabajo interior de la mejor manera posible con respeto y un puñao de amor.

Actualmente, cuento con un equipo de colaboración en la escuela, donde desarrollamos clases presenciales al aire libre, clases dentro de sala y clases online.

También la escuela colabora de forma voluntaria con colectivos de movilidad reducida, con los

centros de salud en el proyecto: “Me cuido, te cuido”, que es una asociación de cuidadoras y cuidadores de personas dependientes, y también con Cáritas Diosesana en el proyecto: “Alojamiento alternativo”. Hemos colaborado también en revistas de salud, TVE2, TV Canaria y programas de radio.

Toda la programación de la escuela está enfocada a la divulgación y formación de la práctica del Taichi y Chikung, desarrollar una vida saludable y el vital contacto con la naturaleza, con lo que también desarrollamos talleres en este medio para centros educativos y colectivos ecologistas.

Me siento inmensamente feliz y muy agradecida de poder desarrollar mi misión de vida en mi isla. A día de hoy, la escuela ha conseguido tener una relación profesional y amistosa con varios países. Ahora, con la apertura online, tenemos nuevos estudiantes de países como: Argentina, Perú, México, Chile, Alemania e Italia, así como también alumn@s de todas las islas Canarias y personas que, por distancia y horarios, no pueden asistir a clases presenciales.

Siempre es buen momento para comenzar a practicar y la persona puede interesarse en el aspecto marcial, en el aspecto energético o en el aspecto espiritual de crecimiento interior… Igualmente, todos estos aspectos confluyen en salud, bienestar y prevención de enfermedades.

¡Gracias!

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here