“MUJERES RURALES PARA LA HISTORIA” El legado de las que ya partieron

0
270

Por Benjamina Suárez Vega (Tejeda)

No hallaba las palabras cuando me dispuse a escribir este humilde recuerdo. Pretendía ser una extensa semblanza, pero por sí sola habla la mirada robusta de estas nuestras mujeres eternas.

Hoy a “mis” mujeres rurales quiero recordar; esas que arrojaron la semilla de la lucha, el valor, el trabajo, la sabiduría, la resiliencia, la templanza. Esas que tejieron una amorosa telaraña.

Me gustaría evocar, con este tímido homenaje, a esas grandes mujeres que, habiendo mamado de los frutos que el campo ofrece (en su paisaje y en su paisanaje), supieron heredarlo a su prole, haciendo inusitados malabares.

FAMILIA SUÁREZ HERRERA

“Mis” mujeres partieron a la ciudad, pero en sus venas nunca se detuvo la impronta de lo rural. Ellas, las que ya partieron, ahora dibujan una constelación de 

FAMILIA VEGA SARMIENTO

infinita estela y dirigen los pasos de sus orgullosas generaciones. En ellas nos miramos; a ellas agradecemos y admiramos.

A esas mujeres y hombres, auténticos sabios de la tierra, hoy más que nunca, quiero rememorar.

In memoriam

Las figuras del campo sobre el cielo!

Dos lentos bueyes aran

en un alcor, cuando el otoño empieza,

y entre las negras testas doblegadas

bajo el pesado yugo,

pende un cesto de juncos y retama,

que es la cuna de un niño;

y tras la yunta marcha

un hombre que se inclina hacia la tierra,

y una mujer que en las abiertas zanjas

arroja la semilla.

Bajo una nube de carmín y llama,

en el oro fluido y verdinoso

del poniente, las sombras se agigantan.

Campos de Soria (IV)

Antonio Machado

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here