EducoSurca o cómo compartir la riqueza que anida en las manos de cada mujer rural

0
90

Por Mónica Pulido Martín (Moya)

Si algo es destacable en Moya es el gusto por compartir. La pasada semana se celebraba la V edición de “Surca Villa de Moya, Foro Interdisciplinar por la Igualdad de las Mujeres del Ámbito Rural de las Islas Canarias”, promovido por el Ayuntamiento de la Villa de Moya. 

A lo largo del año 2017, el área de Igualdad municipal desarrolló una investigación entre la población infanto-juvenil, con miras a realizar una propuesta integrada de promoción de la igualdad dirigida a la comunidad educativa. Esta investigación arrojaba desoladoras respuestas a una simple pregunta: ¿qué es para ti una mujer rural? Niños y niñas respondían, entre otras, lo siguiente:

Siembran la semilla para la comida, recogen la cosecha y eso es lo que hace una mujer rural”

 “Se dedican a recoger a sus hijos y tender la ropa” 

“Una mujer que no estudió suficiente para conseguir otro trabajo y dinero… y aprovechó y se dedicó a la agricultura y ganadería

“La mujer rural no tiene derecho a las máquinas, no puede usar un aparato digital, un ordenador” 

No creo que mi madre sea rural, ella trabaja como la mayoría hoy en día” 

“La situación de mamá sí podría cambiar… porque yo podría ayudar más y mi padre también” 

Esta investigación contribuyó a evidenciar la necesidad de abordar, de manera integrada en la educación de las más pequeñas y pequeños moyenses, la diversidad y multiplicidad de vidas de las mujeres del entorno rural, para borrar del imaginario colectivo esa percepción limitada de la realidad, que reduce a las mujeres a un papel subsidiario con respecto a la familia, sin oportunidades de tipo laboral, profesional o académico, reducidas a cuidadoras invisibles y calladas de otras personas, la tierra y los animales. 

La puesta en marcha de “EducoSurca, Villa de Moya” se orienta a contribuir a percibir a las mujeres rurales en toda su diversidad: a las mujeres agrarias o pesqueras, a las cuidadoras que trabajan sin reconocimiento ni remuneración, a las profesionales que emprenden en el medio rural, a las mujeres que se reinventan cada día para hacer de su entorno un lugar que merece la pena vivir.

“EducoSurca, Villa de Moya” se dirige a la totalidad de la comunidad educativa del municipio: a niños, niñas, profesorado, profesionales no docentes de la escuela, a las familias (madres, padres, abuelas, tíos…), de tal manera que el mensaje lanzado se consolide al ser compartido por la comunidad. Abordamos tres ejes de conocimiento bien diferenciados, pero que en la práctica aparecen entrelazados e integrados: abordamos la (des)igualdad por razón de sexo/género y la coeducación, la visibilización de las mujeres rurales, su diversidad y su decisiva contribución a las comunidades que habitan, y finalmente, la educación emocional desde la perspectiva de la neurociencia afectiva y el desarrollo-entrenamiento de habilidades para la vida. 

Estos tres grandes ejes construyen un cuerpo de actividades y tareas con las que despertamos el interés de los niños a través de la estimulación de sus emociones: la alegría, la curiosidad, la sorpresa, el valor…

Para este curso escolar, y ante la imposibilidad de entrar a las aulas y compartir espacio con niños y niñas, nos centraremos en la producción de un librito-manual que recoja relatos que integren los contenidos de EducoSurca, y que aúne experiencia y conocimientos locales, aportaciones de la comunidad educativa, que aborde la realidad conceptual que atesora “EducoSurca, Villa de Moya”. Un material que sea surco para compartir la riqueza que anida en las manos de cada mujer rural.

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here