“CONSIDERO QUE LAS FAMILIAS NO SOLO DEBEN ESTAR PRESENTES EN LA ESCUELA, SINO TAMBIÉN INVOLUCRARSE”

0
177

Por Miriam Suárez Ortega (Tejeda)

Me llamo Miriam, tengo 36 años y soy la presidenta del AMPA del CEO Tejeda, que es un Centro de Educación Obligatoria, el único que tenemos en el municipio, que abarca desde infantil hasta 4º de la ESO. 

En la actualidad, este colegio acoge a 64 alumnos de todos los niveles. Hay cursos que están unificados, como toda la etapa de infantil, en la que está mi hija. Además, contamos con los servicios de comedor y transporte, donde el chófer de la guagua ha visto casi a tres generaciones, lo que, a los padres, nos da mucha confianza. Nuestro centro funciona muy bien y tenemos muy buena comunicación entre todas las partes implicadas: personal, ayuntamiento y familias. 

Yo siempre he sido una persona a la que le encanta involucrarse en lo relacionado con el ámbito social, participando en todo lo que se pueda. Por eso, cuando mi hija entró en el colegio, quería mantener una actitud activa. Y así fue. Salió la antigua directiva, que ya estaba rendida y nos cedió el testigo a madres que entrábamos nuevas al colegio. Además, no había más candidatos. 

No obstante, creo que mi perfil se ajusta a lo que demanda este cargo, pues al trabajar de administrativa en el Ayuntamiento de Tejeda, estoy familiarizada con el papeleo, las subvenciones y ayudas. Sin duda, es un curro importante y hay que estar dentro para saber valorarlo. 

El AMPA actual lo formamos siete personas, entre las que solo hay un padre. Y los otros cargos son: vicepresidenta, tesorera, secretaria y tres vocales. Nuestra función consiste en intermediar entre las familias y el centro, así como organizar actividades extraescolares, cubrimos las áreas que no se desarrollan y son necesarias, llevamos a cabo una convivencia con toda la comunidad educativa en uno de los barrios del municipio y compramos material para el alumnado, tanto durante la pandemia, con la intención de que no se aburriera, como a principio de curso, donde se adquirieron mascarillas con el logo del colegio. 

En este sentido, considero que las familias no solo deben estar presentes en la escuela, sino también involucrarse. Es verdad que nuestro mundo es rural y que muchos padres y madres al no contar con estudios superiores, se ven limitados a la hora de ayudar a sus hijos, especialmente si son de secundaria, por lo que intentamos cubrir todas esas necesidades. 

Asimismo, hay que agradecer también la implicación de nuestro ayuntamiento, ya que nos apoya en todas las actividades que desarrollamos y nos aporta una cantidad económica, que se une a nuestra cuota, que es anual y asciende a 12€ por familia, no por alumno. Lo cierto es que nos da para hacer bastantes cosas, por lo que estamos muy orgullosos de poder ofrecer estos complementos que son tan relevantes para la comunidad educativa. Digamos que nosotros planteamos unas alternativas, que se va moldeando en función de las preferencias y necesidades. De esta forma, hemos promovido talleres de técnicas de estudio, ortografía, baile, informática, que nos dimos más cuenta aún de su importancia con la pandemia, y, próximamente, contaremos con uno de defensa personal. 

Por otro lado, me gustaría romper una lanza a favor de las escuelas unitarias, ya que hay quien piensa que la calidad de la enseñanza va relacionada a la cantidad del alumnado. Yo no considero que sea así, sino más bien todo lo contrario, pues nuestros hijos reciben clases más personalizadas y, por supuesto, están preparados para superar todos los contenidos exigibles en cada nivel. Yo pienso que somos unos privilegiados, porque casi parecen clases particulares, ya que, a veces, hay más profesores que alumnos. Por ello, opino que es más una ventaja que un hándicap. 

Por último, quiero decir que el año que viene hay elecciones y me gustaría dar la oportunidad a otros padres para que vivan esta experiencia, porque, sin duda, es muy gratificante, aunque también implica mucha dedicación. En cualquier caso, no tendría inconveniente de continuar si nadie quiere dar el paso, porque siempre voy a estar ahí de manera activa, ya sea como presidenta, en cualquier otro cargo o al otro lado de la barrera, porque el colegio sin AMPA no se va a quedar; es fundamental que las familias formen parte de él. 

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here